Musica Electronica
Contactar

Primavera Sound 2010: la electrónica no es sólo para las discotecas

| Más
Enviado el Lunes 31 de Mayo de 2010 por Doro - Ver Comentarios

Desbordante éxito de asistencia. Así se podría resumir el San Miguel Primavera Sound 2010. Con más artistas y nuevos escenarios, los abonos y las entradas de un solo día se agotaron en pocas horas. Y no es de extrañar, ya que había para todos los gustos.


En lo que refiere a la electrónica, podemos afirmar que mueve masas. Y las sacude. Una de las citas más emblemáticas fue la de Major Lazer el viernes 28 de mayo a la 1:30 en el escenario Pitchfork. Tras un breve repaso a su último disco, decidieron caldear el ambiente recuperando hits como "Satisfaction" de Benny Benassi o haciendo sus propias versiones-mofas de Rihanna como con el tema "Rude Boy". Pero fue a mitad de concierto cuando una avalancha de todo tipo de personas invadió el recinto debido a que corrió la voz sobre la actuación de Major Lazer. Hicieron bailar y saltar a todos los asistentes con su peculiar electro-techno con detalles jamaicanos. Todos, desde el alemán más rockero, hasta el inglés más pop, dejaron de un lado a los Pixies o el malogrado Marc Almond, al estilo Isabel Pantoja, para divertirse con Major Lazer. "¡La electrónica mola!", decía una chica de Navarra que jamás se imaginó que iría a un concierto de techno-reggae.


Otro de los puntos álgidos del viernes en el Primavera Sound, fue la actuación de The Bloody Betroots y Death Crew 77. En el escenario Ray-Ban, el segundo con más capacidad, muchos de los asistentes todavía no estaban preparados para el subidón de adrenalina que tenían previsto provocar los artistas. Con algún que otro desliz a lo electro-heavy-metal, The Bloody Betroots y Death Crew 77 ensordecieron el parque del Fórum en una excelente actuación de energía, entrega y electro-trance.


Entrada las 4 de la madrugada, muchos volvieron al escenario Pitchfork para entregar a Diplo sus últimas fuerzas. El Dj, en total sintonía con la primera fila, hizo todo un ejercicio de sabiduría techno gracias a su rapidez y magnífica ejecución. Diplo, que había actuado con Major Lazer hacía apenas unas horas, se mantenía firme ante un público que le empezaban a flaquear las piernas.

 

Uno de los principales inconvenientes del Primavera Sound 2010 era decidirse por los conciertos. quería. Ya que la clonación espontánea todavía no se ha inventado, algunos acababan deambulando sin rumbo hasta que se dejaban llevar por melodías de un escenario cercano. Para los que tenían las cosas claras, el sábado 29, último día del Primavera Sound, empezaba a la 1:15 en el escenario San Miguel con la actuación de los Pet Shop Boys.

Con puntualidad inglesa, el dúo de más de 50 años, sorprendió gratamente con una colorista puesta en escena. Pero, a medida que interpretaron "Go West" o "NY City Boy" muchos de los asistentes prefirieron sentarse a la espera de otro hit. Otro hit que no llegaba. A pesar de ser uno de los grupos más importantes de la electrónica de los 80, no consiguieron arrancar demasiados gritos de ánimos y muchos decidieron acaban en las mesas de picnic reponiendo fuerzas para Orbital.


Eran las 3 de la madrugada del sábado 29 de mayo en el escenario Ray-Ban. En la gradería, y en los diminutos pasillos de las escaleras, no había sitio para más público y, aún así, seguía llegando un tumulto de gente de todas las nacionalidades.

Tras un comienzo muy marcado, los hermanos Hartnoll entregaron a la afición lo que mejor sabían hacer: techno y breakbeat. “Material Girl” de Madonna o “You Gotta Fight for Your Right to Party” de los Beastie Boys, fueron los puntos álgidos de una actuación redonda. En tres cuartos de hora, Orbital removió el Primavera Sound en una de las pocas apariciones en Barcelona a lo largo de su carrera. Sin demasiada insistencia por parte del público, creemos, para que Orbital nos regalasen otro tema, muchos salieron en estampida hacia Boy 8-Bit que destacó en su particular visión de la electrónica pero sin demasiado éxito. Los otros, en cambio, a buen ritmo, cruzaron el Fórum, para adentrarse en la pura esencia del dirty-techno. Fake Blood marcó y remarcó que, junto a Crookers, es uno de los más agresivos en este ámbito.

Con el cielo despuntando los primeros rayos de sol del domingo, la masa dio una oportunidad a una electrónica que, cada vez más, camina hacia el reconocimiento como estilo musical, y no simplemente como ruido para discotecas.

Enlaces patrocinados



Comentarios

Escribir comentario
Sin comentarios

Enviar Comentario

Está totalmente prohibido los comentarios racistas, homófobos, machistas ... en general aquellos que falten al respeto.
Conectar a mi cuenta
Nombre de usuario
Clave

Si aun no estás registrado pulsa aquí

Iconos